¿Posible fusión de la liga MX con la MLS?

Noticias
Compartir entrada

Ejecutivos de ambas ligas han hablado de una propuesta de competición unida. Y hay razones para creer que funcionaría

La Liga MX ya es la liga más popular de Norteamérica

La final de la primera Copa de la Liga, jugada en Las Vegas entre Cruz Azul y Tigres, no atrajo mucha audiencia más allá de los 20.132 aficionados en un estadio que no ha sido tocado por el fútbol desde los días de la NASL, cuando un anciano Eusebio jugaba para los Quicksilvers de Las Vegas. Y sin embargo, había un significado subyacente en el partido.

La final pudo haber sido disputada por dos equipos mexicanos, pero este fue el primer producto real de una asociación entre la Major League Soccer y la Liga MX. Anunciada en marzo de 2018, la nueva alianza reunió a los tres países involucrados en la organización de la Copa del Mundo de 2026 y habló de “una visión para elevar la popularidad de nuestro juego a niveles aún más altos en Norteamérica”. Se formó la Copa de Campeones de un solo partido, que se juega anualmente entre los campeones de ambas ligas.

La Liga MX y la MLS son rivales que luchan por algunos de los mismos aficionados, jugadores, entrenadores y todo el resto, pero cada vez hay más signos de una relación cada vez más estrecha que aumenta la posibilidad de que las dos ligas se conviertan en una sola.

“Es probable que la posible creación de una ‘superliga’ norteamericana sea lo mejor para la MLS a corto plazo y para la Liga MX a medio plazo, pero a largo plazo es lo mejor para ambas y el potencial para añadir valor y crear puestos de trabajo es inmenso”, escribió el propietario de Atlas y Santos Laguna, Alejandro Irarragorri, en un comunicado el mes pasado. “Sin duda es una alternativa que debe ser explorada y analizada”.

La perspectiva es tentadora. Una superliga norteamericana sería un monstruo, una presencia inevitable en el panorama deportivo, al menos en EE.UU. y Canadá, que a menudo ha ignorado el fútbol. El “último sueño”, como el comisionado de la MLS Don Garber declaró a principios de este año, es “una liga que se combina de alguna manera”. Parece haber una creciente voluntad de ambas partes de, en algún momento del futuro, unirse, con el presidente de la Liga MX Enrique Bonilla admitiendo a finales de 2018 que una fusión es “una posibilidad”.

Sin embargo, ¿necesita la MLS unirse con la Liga MX para convertirse en la división predominante del continente? La primera división de México sigue siendo la más fuerte en términos de calidad deportiva, pero la MLS está cerrando la brecha. En los últimos años, los clubes estadounidenses y canadienses han elegido a los mejores talentos de América Central y del Sur en detrimento de las viejas estrellas de Europa. La MLS es ahora una liga llena de Carlos Velas, no de David Beckhams.

Luego está el aspecto financiero. Diecisiete clubes de la MLS fueron incluidos recientemente en el Football Finance 100 de Soccerex, que clasifica a los equipos más rentables del fútbol. Por el contexto, sólo tres clubes de la Liga MX hicieron la lista.

La Liga MX apuntaría a su fuerza en el propio parche de la MLS como caso para una fusión. Por todo lo que la MLS ha crecido en la última década, la primera división mexicana sigue siendo la liga de fútbol más popular en los EE.UU., tanto en términos de número de seguidores como de cifras de audiencia de televisión – más gente ve la Liga MX semanalmente en los Estados Unidos que la Premier League.

Por supuesto, no sólo en Norteamérica se han debatido los méritos de una liga pancontinental. Muchos dentro del juego ven la creación de una Superliga europea como algo inevitable, una noción que se ha hecho aún más realista con el reciente estrechamiento del control de la Asociación Europea de Clubes sobre la Liga de Campeones. En efecto, cada vez más se tiene la sensación de que la élite se está cerrando al resto del deporte y eso va en contra de la movilidad inherente al fútbol europeo.

Una superliga norteamericana no tendría este problema. La MLS ya es una tienda cerrada, con espacios de expansión repartidos por méritos comerciales, no deportivos, mientras que la Liga MX ha suspendido la promoción y el descenso durante los próximos cinco años debido a las preocupaciones sobre la viabilidad financiera de los clubes de la segunda división de México. Hay una cultura deportiva diferente en América del Norte. La creación de una división pan-continental sin otra forma de entrar que por dinero no vendría con el bagaje que tendría en Europa.

En términos prácticos, una fusión de la Liga MX y la MLS seguramente vería la creación de una estructura piramidal. La MLS comprende 26 equipos, con la introducción del Austin FC y el Sacramento Republic, así como franquicias en Charlotte y St Louis, que llevarán la liga a 30 para el 2022. La Liga MX tiene 18 clubes miembros tras la desafiliación de Veracruz a finales del año pasado, lo que significa que una división combinada tendría que dar cabida a 48 equipos. Es difícil imaginar cómo podría funcionar eso sin la división en divisiones regionales – similar a la NFL, NBA y MLB – o dos niveles separados.

En mi caso yo preferiría que se mantuvieran separadas, pero sí me gustaría ver más torneos para que a largo plazo beneficie en el nivel de ambas ligas. Disfruto de ambas ligas pero la liga MX siempre será mi favorita por obvias razones. ¿Qué opinan ustedes?, ¿Están de acuerdo con una fusión?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *